22 febrero, 2024

El maíz, mitos y realidades de este producto muy mexicano

0
maíz

El tradicional maíz mexicano no solamente es delicioso, sino altamente nutritivo y bajo en calorías. Así que no le hagas el feo, prepáralo de diferentes formas y ¡disfrútalo sin culpas!

El cultivo del maíz se inició en México y se dio a conocer al mundo a partir del descubrimiento de América. Siendo que, desde la época prehispánica hasta la fecha, el proceso para convertirlo en masa se hace a través de la elaboración del nixtamal, empleando la misma técnica que se usaba en Mesoamérica: se cuece el maíz con una porción de cal (hidróxido de calcio). Una vez cocido el grano, se deja reposar hasta que reviente y se separa la cáscara para facilitar la molienda; luego se enjuaga para eliminar el exceso de cal y se muele sobre el metate para formar la masa. Proceso que actualmente ya se lleva a cabo en molinos industriales.

La tortilla, ¿buena o mala?

Las tortillas son la forma más común de preparar el maíz. Y aunque durante mucho tiempo se creyó que su consumo producía obesidad, ahora se sabe que no es así, que el contenido calórico de cada tortilla no es tan elevado, y que el verdadero problema en relación con el aumento de peso tiene que ver con el abuso y la manera en que se acompaña o guisa: frita en chilaquiles, flautas, tacos, enchiladas y tostadas; o como complemento de alimentos elaborados con grasa como el chicharrón, las carnitas de cerdo, la carne de res no magra, etc.

la tortilla es buena o mala

Fuente de energía para tus entrenamientos

Por ser una buena fuente de energía, de fácil de digestión, bajo costo y disponibilidad, el maíz es uno de los carbohidratos que no debe faltar en tu dieta, ya que te mantendrá bien nutrido y con suficiente combustible para obtener energía durante tus entrenamientos. Así que busca consumirlo en su forma natural (como elote) y en forma de masa de maíz (como tortilla), puesto que además es rico en fibra.

Maíz azul, ideal para diabéticos y rico en antioxidantes

Científicos del Instituto Politécnico Nacional (IPN) recientemente descubrieron que el maíz azul, una variedad así llamada por el color de sus granos, tiene menos almidón e índice glicémico (IG), y, por lo tanto, menos calorías, lo que lo hace ideal para prevenir o sobrellevar la diabetes. Además de ser rico en antocianinas: compuestos antioxidantes que se encuentran justo en su color azul (al igual que en las frutas azules y moradas o en el vino tinto). Sin duda, un motivo más de salud para consumirlo con gusto.

maíz

Antojitos hechos con maíz bajos en grasa

Qué tal unos esquites y elotes bajos en grasa, sobre todo si los preparas con limón y sal; o unos tacos de bistec o pechuga asados con nopales, o un delicioso pozole hecho con cortes magros y bastante lechuga y rábanos, o unas flautas fritas en aceite en aerosol. ¿Lo ves? Puedes comer el maíz de muchas formas y siempre sano, solo es cuestión de que le busques el lado saludable y así tengas felices y deliciosas fiestas patrias.

Ponte en forma consumiendo maíz

Come de 4 a 5 comidas al día, te sentirás satisfecho, evitarás comer en exceso y mantendrás acelerado tu metabolismo

Lleva una alimentación balanceada: consume alimentos de todos los grupos, basándote en carbohidratos complejos como el maíz, trigo y arroz, frutas y verduras ricas en fibra, así como alimentos de origen animal ricos en proteínas, con un bajo contenido de grasa

Consume alimentos de maíz con moderación y evita los platillos donde este se fría o se le adicione grasa en exceso

Practica algún deporte o cualquier actividad física con regularidad

Bebe suficiente agua

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *